CEREROS

Familia Ramírez López

Salamanca, Guanajuato

Esposa: Maria Merced Gómez Cuevas

Padre: Ramón Ramírez López 

Ramón Ramírez Lopéz  y su familia, abrieron las puertas de su casa y de su corazón para dejarme conocer una memorable tradición hasta ahora descubierta para mi. Él y su familia han mantenido la tradición y la popularidad de la cera escamada con cerca de 150 años en Salamanca, Guanajuato;  van ya cuatro generaciones de persistencia en el oficio de la Cerería. Me comentó que su abuelo desde el año 1874 empezó a trabajar las velas con los padres agustinos y que se hacían diseños para las fiestas con la intención de que los cirios no fueran lisos. Fue Así como, la cera fue adquiriendo figuraciones de carácter tradicional y piezas de velas decorativas,

Ramón orgulloso comenta: “estamos ahorita en la quinta generación, la cera escamada la trabajaba mi bisabuelo y mi abuelo, mis papás este servidor y mis hijos y próximamente mis nietos, esta es una herencia artesanal que nosotros hemos estado conservando y que ha sido un trabajo que ha ido evolucionando”.

Desde su taller, las velas viajan por todo el país, para decorar todo tipo de ocasiones: piezas religiosas, los cirios de pascua, en mayo con las fiestas tradicionales de la virgen, después las fiestas del Corpus Christi y desde el mes de septiembre, las festividades de Día de Muertos y finalmente las festividades decembrinas, todo el año hay trabajo en el país y flores por crear con la cera. Cada uso resulta apropiado en ocasiones familiares y sociales, los productos son enviadas por correo, incluso en 2010 más de 200 velas llegaron al otro lado del mundo, para iluminar el vaticano.  L.C.

 

es_ESEspañol
en_USEnglish es_ESEspañol